domingo, 9 de enero de 2011

ejercicios de estilo

.
A veces me penetra la certeza
de que no fuiste tú la que te fuiste,
que se fue tu fantasma y tú seguiste
cada noche a mi lado. Mi cabeza

me dice que no es cierta tal certeza,
pero mi corazón, de por sí triste,
se apunta sin dudarlo al cruel despiste
de saberte conmigo en mi tristeza.

Sin ir más lejos hoy, mientras llovía,
me he metido debajo de una alfombra
pensando en explorar tu anatomía.

Te sé sin ti, te encuentro hasta en mi sombra.
Te sé caricia extrema en mi agonía.
Te sé mi voz. La sola que me nombra.

fantasmas



31 comentarios:

La Solateras dijo...

Es un consuelo agarrarnos a esa presencia en la ausencia.

Muy buen ejercicio. Un beso.

Laura Caro dijo...

Pues voy a ponerte un 10 en este ejercicio.
Un abrazo, Zú.

OZNA-OZNA dijo...

¡¡chapó estimado amigo chapò¡¡ un besin

María Socorro Luis dijo...

QUÉ SONETO...
TIENE "TODO". SUBRAYO EL INGENIO Y EL PENÚLTIMO TERCETO.

MUXUS

SIL dijo...

Te sé sin ti, te encuentro hasta en mi sombra...

Cuánto sabemos de éso, Poeta.

MARAVILLOSO el soneto, GRACIAS.

BESO GRANDE

SIL

Marisa Peña dijo...

Esto es ejercicio de stilo y lo demás...pues eso.Siempre me han encantado los finales d elos sonetos.Como el terceto último cierra y recoge.
besos poeta, que da gusto leerte.

mis largos pies dijo...

La sola que me nombra. toma ya!, poeta. Un beso.

ufff43 -Luisa Navarrete dijo...

Me he sentado en primera fila y ando apuntando en la libreta......

ummm

lo tacho todo

y me dejo llevar por tus versos ea que es al final lo que me mola

y se me clavan todos los tes

y les hago un guiño a los míos.... a mis fantasmas

Besicos !!!!

(sin mucho estilo pero míos)

jorge dijo...

Si esto es un ejercicio de estilo, que sera cuando te lances a por los resultados definitivos.

Me impresiona tu facilidad.

¡Ah! Siempre creo que la verdad la sabe la cabeza. El corazón nos suele engañar.

Paloma Corrales dijo...

Hermoso soneto, y, como yo te han comentado, con un último terceto de órdago. Al contrario que Jorge, pienso que es el corazón que sabe la verdad, y al que difícilmente se engaña.

Un beso.

Maria Sanguesa dijo...

Menudo soneto... para ser un ejercicio fantasmal está de miedo, para ser de estilo se merece un sobresaliente. Un abrazo muy fuerte.

Voltios dijo...

chapeau maestro sonetista

arguellesacero dijo...

No es ya que escribas poesía. Es que la conoces, sabes poesía.

Begoña Leonardo dijo...

Una vez más destreza en la forma y
esoterismo en el fondo, jeje... Felicidades, comenzamos el año con categoría.

Jose Zúñiga dijo...

Bueno, Ana, es un ejercicio y, como tal, poco digo de mí. Pero es cierto, uno expresa sus obsesiones incluso cuando no lo pretende.
Bs

Jose Zúñiga dijo...

Como niño con zapatos nuevos me quedo con esa matrícula de honer, Laura.
Bs

Jose Zúñiga dijo...

Ese sombrero vale como un tesosro, ozna.
Bs

Jose Zúñiga dijo...

Un poco de todo, Soco, que hay que entrenarse. Bueno, que eres muy amable, eso ya lo sabemos.
Muxu.

Jose Zúñiga dijo...

Siempre, Sil, siempre salen las sombras.
Bs

Jose Zúñiga dijo...

Viniendo de ti, Marisa, que eres toda una maestra en el sentido más propio, es todo un piropo.
Bs

Jose Zúñiga dijo...

Siempre nos quedará la duda de si es la única o es que está realmente sola, largos pies.
Bs

Jose Zúñiga dijo...

No taches nada, Luisa, porfa.
Bs

Jose Zúñiga dijo...

Nunca dejaré de entrenarme, Jorge, todo esto es un entrenamiento. Y un entretenimiento.
No estoy seguro con lo de la cabeza. Al menos si hablo de la mía.
Abrazo.

Jose Zúñiga dijo...

Pues mira, Paloma, se lo acabo de decir a Jorge, lo de la cabeza.
Los últimos tercetos suelen ser complicados, porque ya está el campo muy acotado. Me alegro de que te haya gustado.
Bs

Jose Zúñiga dijo...

Buen juego de palabras, María, gracias por ese comentario.
Bs

Jose Zúñiga dijo...

Siempre en la búsqueda, volti.
Abrazo

Jose Zúñiga dijo...

Yo no he estudiado nada de esto, acero, aunque reconozco que sí he leído mucho. Me gusta hacer ejercicios de este tipo porque, en efecto, hay que conocer cómo se maneja mejor el instrumento con el que se trabaja en poesía: el lenguaje. Y hay que saber las normas, en mi opinión, para saltártelas luego a tu antojo. Y si de todo esto sale algo de poesía, mejor que mejor.

Por cierto, que me gustaría poner en este blog un poema tuyo y con tu nombre. ¿Me dejas?
Bss

Jose Zúñiga dijo...

Debe ser este mi "estilo", Bego, si es que alguno tengo. Por mucho que sea un ejercicio, siempre sale a flote lo que uno guarda.
Bss

Leonel dijo...

Llego tarde, como me sucede ultimamente, pero quiero decirte que por muy ejercicio que sea, a mi me sabe más de poesía, de esa sincera y sin artificios, poesía de la buena. Como la tuya.
Un abrazo .
Leo

Jose Zúñiga dijo...

Como ejercicio, artificio es, Leo. Pero uno debe ejercitarse también, en lo posible, en no perder su identidad.
Abrazo

:Isza: dijo...

Hermoso....