jueves, 14 de mayo de 2009

soy otro

No sé si darle pábulo
a lo que voy oyendo por ahí:
que te acuestas conmigo,
no con otro.

Te lo digo
porque creo que no te has enterado:
yo soy otro,
no sé con quién me la darás si es cierto
que te acuestas conmigo.

6 comentarios:

amor y libertad dijo...

si es que no hay quien las entienda, son de raras, anda que no acostarse con otros

Begoña Leonardo dijo...

Que si que... que no que...
Bueno querido, en la variedad está el gusto, qué mejor que acostarse con el mismo y que sea otro???...

Rafael dijo...

Ineluctable presencia de lo visible...
No tiene nada que ver, pero se me ha ocurrido al leer tu poema. Extraño...

Jose Luis Zúñiga dijo...

No sé si son raras,pero a mí no deja de mosquearme la cosa, ya te dogo.

Jose Luis Zúñiga dijo...

Problemas de identidad, Begoña, crisis de prersonalidad. No sé quién soy?

Jose Luis Zúñiga dijo...

Pues sí, Rafael, más que extraño, paradójico. Así salió.