miércoles, 3 de marzo de 2010

res nullia

.
ay, cuerpo de serpiente,
vieja difunta muda
que escupes cuanto tragas,
cualquier insecticida,
todas las inmundicias
de todos los rincones
de este mundo,
no sigas escupiendo
lus andrajos,
mujer tan repugnante
entre los repugnantes,
avestruz de mujer,
negra avestruz, el hacha
será inmisericorde,
no tendrá compasión
como tú no tuviste
ni un pellizco,
será implacable el hacha
con todos los escombros
que se esconden
debajo de tus médulas.

(Mientras se masturbaban las encinas
sólo quedaron pájaros
en mis venas abiertas a golpe de cuchilla
y era cálida el agua de la fuente
en que bebí su sangre).

2 comentarios:

Voltios dijo...

es muy bueno, de verdad, muy bueno, pero eso de masturbarse las encinas.... jejejejejejeje, la verdad es que no dejas lo erótico de lado eh? sea o no soneto.

Jose Zúñiga dijo...

Cosas del surealismo, volti, qué te voy a decir que tú no sepas.