jueves, 26 de marzo de 2009

borracho con luna

Hoy he visto llorar a un borracho
a la luz de la luna;
llorando, ha extendido sus brazos
y ha besado un farol.
Yo le he dicho gritando a lo lejos
que por qué lloraba.
“¿Qué por qué, mi viejo?
Es por esa luna
que se ve allá arriba:
la quiero tocar”.

3 comentarios:

Carlos dijo...

Grande Jose, este poema te ha salido redondo como la luna, como el cuello de la botella de ese borracho...

Besos.

Rafael dijo...

Al leer este poema tuyo me ha venido inmediatamente a la cabeza uno que se titula enimgática atracción y que se divide en dos partes: "Les llunes amb ella" y "sense ella" (está en catalán). Te dejo el enlace por si le quieres echar un vistazo.

http://noseres.blogspot.com/2007/11/enigmtica-atracci.html

Los poemas son, evidentemente, muy distintos -empezando por el idioma-; pero me ha llamado la atención el juego que en el tuyo tiene la letra elle, que es clave en el otro que te digo.
Como siempre un placer leerte. Saludos.

María Socorro Luis dijo...

Un simpático poema, Jose.
Me recuerda una canción infantil.

Más besos