domingo, 9 de agosto de 2009

en el prado

La hierba está mojada.
La lluvia ha fecundado
tus labios y los míos:
los llamaremos hojas,
brisa, papel mojado,
herida, huella, espuma,
candil, fuego.
Tu cuerpo es transparente, te atraviesa
la luz, espada incruenta,
y eres bosque en mis labios
que son labios en ti.

Quiero amarte despacio,
que nos penetre toda
la lluvia de esta tierra.


lo que queda: "http://jlzuni.blogspot.com/

10 comentarios:

Begoña Leonardo dijo...

Me ha gustado mucho, el agua vida, la tierra vida, despacio...

Cariñitos.

trovador errante dijo...

Guau Jose...hacía tiempo que no te leía así y me has hecho sonreir y emocionarme.

Una abrazo

Jose Zúñiga dijo...

Sí, Begoña, este es uno de mis registros preferidos.
Bss.

Jose Zúñiga dijo...

Gracias, Quique, en estos tiempos de calores es difícil mantener la entrada cotidiana. Subo lo que sale, y a veces pues eso, aunque me divierta.
Estoy de acuerdo: hacía tiempo.
Abrazo.

María Socorro Luis dijo...

Pues coincidimos en registros preferidos.

Así que un abrazo grande. Soco

Jose Zúñiga dijo...

Sin duda, Soco.

Rafael dijo...

A mi también me gusta este registro tuyo. Cuando te leo poemas como éste se me viene siempre a la cabeza la poesía mística, que me encanta. Agua, fuego, luz, muerte (espada) y, claro, amor. No falta nada. Tan aparentemente sencillo y con tanta fuerza, con tanta vida. Me encanta.

Alma Mateos Taborda dijo...

Qué buen poema, intenso y generosamente visceral. me encantó visitarte.

Jose Zúñiga dijo...

Seguiremos explorando caminos, Rafael. La mística aún tengo que estudiarla más. Como todo.

Jose Zúñiga dijo...

Gracias, Alma.
Un gusto tenerte por aquí.
Bs.